Actualidad

Previous Next

AV1 – pequeño ayudante en tiempos difíciles

A veces el colegio se puede hacer bastante pesado: escuchar, participar, hacer los deberes, exámenes. Pero el colegio también significa pasar tiempo con los amigos, divertirse.... Ambos aspectos se pierden si se contrae una enfermedad complicada y no se puede ir al colegio por mucho tiempo. En un colegio de nuestro tamaño, siempre hay niños que no pueden asistir a clase debido a una enfermedad de larga duración. Para estos alumnos el Colegio Alemán de Madrid ha adquirido el robot de telepresencia AV1 del start-up noruego “No isolation”. Seguramente la pregunta que surge ahora es: ¿qué es un robot de telepresencia?

El robot AV1 es una ayuda de comunicación personal en forma de un avatar que permite a los niños con enfermedades de larga duración volver a participar en la vida cotidiana. Resumiendo, se puede decir que el AV1 es “los ojos, los oídos y la voz del niño” (https://www.noisolation.com/global/av1/).

Entonces el niño podrá seguir las clases a través de una conexión de vídeo segura y encriptada. Además, AV1 tiene su propia tarjeta SIM y batería, de modo que también se puede utilizar para actividades extraescolares.

AV1 tiene LEDs fácilmente reconocibles en su cabezal que indican su estado. Si el niño enfermo no se siente con fuerzas para participar activamente en clase, puede indicar que sólo quiere escuchar encendiendo los LEDs de color azul. Si el niño desea responder a una pregunta, puede hacerlo. En este caso, los LEDs de la cabeza del avatar parpadearán. También se puede hacer que la AV1 susurre para que sólo el alumno de al lado lo oiga.

Nuestro objetivo es prevenir la soledad y otras consecuencias psicológicas de las enfermedades a largo plazo y hacer posible que el niño ausente participe de nuevo en las alegrías cotidianas de la vida: desde resolver juntos ejercicios de matemáticas hasta las charlas con los amigos.

Desde enero AV1 ayuda a un alumno de la secundaria a continuar su educación en el Colegio Alemán. Actualmente está siguiendo las lecciones desde su casa. En febrero iniciará una terapia en una clínica fuera de Madrid. El plan es que se mantenga en contacto con sus profesores y compañeros también desde allí… con la ayuda del AV1.                         (M. Nees, Coordinación de inclusión)